Estilo de vida, Fashion

¡EDÍTATE!

_DSC9241-W

@degoista | Saber sumar y restar es algo que aprendemos desde pequeños; pero saber balancear es algo que aprendemos a medida que nos hacemos mayores. Y es una destreza que, sobre todo en el ámbito de la moda, se ha vuelto bastante importante.

¿Cuántas veces vemos a diferentes bloggers usar la misma camiseta o pantalón? Ajá, muchísimas ¿no? Y qué creen es lo que hace que nos guste más uno que otro 🤔💭 ¡Pues fácil! El contexto en el que lucen el look + el styling que cada uno a su manera le da a cada pieza 😌☝🏼.

_DSC9202-W

Por eso el aprender a “editar” nuestros outfits es tan importante. No solo revela nuestra capacidad inventiva y nos ayuda a alargar la vida de nuestras prendas, sino que muestra nuestra capacidad de adaptarnos y evolucionar en nuestro sentido de la moda.

¿Cuántas veces no hemos visto un look luego de unos meses y pensado: “joder si le hubiese puesto un cinturón o si me hubiese cambiado los zapatos o puesto un reloj hubiese sido ideal”? A mí me pasa un montón y creo que eso es muestra de que vamos poco a poco afinando nuestra puntería y puliendo nuestros gustos.

_DSC9177-W

Para este post quise armar un look denim o denim, para demostrarles cómo -sumando o restando- podemos sacarle el mayor provecho a esas piezas que solas parecen ser muy convencionales, pero que cuando las juntas de manera inteligente puedes lograr un outfit bastante particular.

_DSC9095-W

Quise jugar con las texturas y tonos del jean. Creo que es una tela que da para muchísimo más de lo que normalmente pensamos y que si logramos colocarle los complementos correctos puede elevarse más allá del estilo vaquero al que estamos acostumbrados.

Ojo, si se dan cuenta, no se trata de simple matemática; es decir no solo es ir de menos a más o de más a menos, no. La meta es lograr un punto medio con bastante rollo, que refleje tu personalidad y que le diga a los demás que sabes divertirte con la ropa y no tienes miedo en hacerlo todos los días.

_DSC9221-W

Además, con este clima súper loco y en constante transición y picos de temperatura, sale muy bien tener un look que te permita lidiar con la brisa fría de la mañana o las noches y a la vez te permita lucir genial cuando tienes el sol a cuestas a pleno día.

Por otro lado, no sé porqué, para mí el color azul comienza a ser una especie de color neutro. Si se fijan, se le puede sacar tanto provecho en términos de contraste como al blanco o al negro.

_DSC9273-W

Así mismo creo que esas variantes del denim como el desteñido, manchado o roto, le dan cierto grado de desfachatez e irreverencia que lo alejan del convencionalismo al que estábamos acostumbrados. Lo renuevan.

Por último, no podemos olvidarnos nunca del toque de color. Creo que sin el pañuelo y las zapatillas rojas este look no se sostendría tan bien en su versión más simple. Son en estos pequeños detalles que le dan ese toquecito extra que necesita.

_DSC9298-W

Debemos vestir como dice el mural de @josearoda en el Mercado Barceló “not afraid”: si miedo. Porque si algo nos enseñó junio es que hoy más que nunca debemos hacer que el mundo vea y reconozca nuestros colores 🌈.

_DSC9118-W

Como siempre quedo atento a sus comentarios por acá y en Instagram 😍 

 ¡Feliz semana chicos, un abrazo a todos! 😘❤

Fotografías: Martín Alayón

Camisa, Pantalón y Zapatillas: Bershka

Camiseta y pañuelo: Zara.

One Comment

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *